Descubra Sevilla

Guadalquivir: Río grande y milenario, romántico y legendario. Río de Conquistadores de América, y el único navegable en España.

El Guadalquivir nace en la sierra de Cazorla, en la provincia de Jaén. Atraviesa las provincias de Córdoba y Sevilla, desembocando al océano Atlántico, en Sanlucar de Barrameda, provincia de Cádiz.

El río tiene 650 kilómetros de largo, siendo navegable durante 100 kilómetros desde Sevilla hasta Sanlúcar de Barrameda.

El río ha desempeñado un papel muy importante en la historia de Sevilla.

Guadalquivir fue el nombre árabe y significa Río Grande. Su nombre en la época romana fue Betis, nombre de la actual calle que linda el río por las orillas de Triana.

Además, Sevilla fue el punto de partida de la flota de Cristóbal Colón en su viaje para descubrir América, de hecho el descubridor paso mucho tiempo en el Monasterio de Santa Maria de las Cuevas, en la Isla de la Cartuja, preparando el viaje.

Sevilla se convirtió en uno de los puntos estratégicos del Nuevo Mundo debido al río. En las carreras de las Indias, los barcos mercantes atracaban en el puerto de Sevilla cargado de oro, plata, especias y tabaco traídos de las Américas.

También fue el punto de partida de la flota que dio la primera vuelta al mundo entre 1519 y 1522 al mando de Magallanes y del que volvió un solo barco, la Nao Victoria, gobernado por el sevillano Juan Sebastián Elcano.

Sevilla y su río también han inspirado numerosos leyendas y obras clásicas. Prosper Merimée basó su mítica obra Carmen en sus observaciones de las cigarreras que, todos los días, cruzaban de madrugada el río en una barca desde Triana hasta la Torre del Oro para ir a trabajar en la fábrica de tabacos.

El río también forma parte importante de la leyenda de Don Juan Tenorio, quien secuestra a la dulce Doña Inés, llevándola desde el Convento de San Clemente remando por el río hasta llegar a su quinta situada en San Juan

Hoy se puede revivir estas experiencias y sentir la historia de Sevilla, viendo los monumentos significativos en la historia de nuestra cuidad desde una perspectiva privilegiada, paseando cómodamente bajo toldo o cubierta climatizada en uno de los buques de Cruceros Torre el Oro.

Deja un comentario